BONITO EN ACEITE

domingo, octubre 24, 2010

Y después de tanto dulce hoy toca una conserva casera, la de bonito en aceite. Otra de esas recetas nunca hubiese pensado que podía llegar a hacer, pero que, como todo lo que se comercializa, también podemos preparar nosotros mismos. He visto muchas recetas de bonito en aceite, pero yo ya lo he preparado dos veces como lo hace Reme de Al Sur del Sur. Y ya podemos preparar nuestra ensalada de lujo con nuestro bonito casero.

INGREDIENTES:
  • 3 Kg. de bonito
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Aceite de girasol
  • Pimienta negra
  • 1 hoja de laurel

PREPARACIÓN:
Limpiamos los bonitos quitándoles la cabeza y las tripas, abrimos por la mitad y  le quitamos la espina central, separando los lomos (si os resulta muy difícil este paso se lo podéis pedir al pescadero, como hice yo).

Ponemos una cacerola grande con agua y dos cucharas soperas de sal, 1 hoja de laurel y 8 bolitas de pimienta negra, metemos el bonito y lo ponemos al fuego, cuando el agua empieza a hervir lo bajamos a fuego medio 15 minutos, el tiempo depende del grosor del pescado (no os paséis porque si no nos quedarían muy blandos los lomos).






Sacamos los lomos del agua y los dejamos templar para no quemarnos los dedos y poder quitarles la piel, la parte oscura y el resto de espinas, procurando no romperlos mucho.


Ponemos el bonito dentro de los tarros, previamente esterilizados y los cubrimos con aceite de oliva y girasol a partes iguales (aunque yo la próxima vez le pondré solamente aceite de oliva)

Ahora viene el esterilizado, ponemos los tarros dentro de una cacerola con agua al fuego, que cubra los tarros por la mitad, y los dejamos 5 minutos abiertos para que suelten las burbujas de aire y si hace falta rellenarlos con más aceite, porque tienen que estar llenos hasta el borde, y con cuidado de no quemarnos cerramos los tarros, los dejamos hervir durante 40 minutos, los sacamos de la cacerola y los ponemos boca abajo sobre un paño hasta que se enfríen y haga bien el vacío.

Cuando hayan pasado un mínimo de 12 horas los etiquetamos y podemos guardar en nuestra despensa, lo suyo es dejarlo unos meses antes de probarlo para que coja todos los sabores.

Ya habéis visto que nada es imposible de realizar, así que os animo a probar.

Lidia.





También te gustará

0 comentarios

Google+ Followers

Seguidores de BLOGGER

networked_blogs

Subscribe