PATO CON NARANJITAS CHINAS Y ZANAHORIAS

jueves, diciembre 29, 2011

Como ya os comenté, el pato iba a ser el plato fuerte de nuestra Nochebuena, pero el exceso de aperitivos nos hizo desistir en el intento, y lo dejamos al pobre intacto en la cocina hasta el día siguiente. La anécdota curiosa de la noche es que cuando entró Papa Noel por la cocina de la casa de mi madre y los niños se acercaron a ver qué había dejado, lo primero que encontraron fue al  pobre pato encima de la mesa, esperando su turno, y a mi sobrino lo primero que se le ocurrió decir es que Papa Noel había dejado un jamón, je,je, ...luego, por suerte encontraron sus regalos detrás del sillón. Anécdotas aparte, este pato es una excusa perfecta para reunir a la familia para comer. Como tantas otras recetas que he publicado esta Navidad ésta también la vi en el especial de Navidad de Cocina de Lecturas. A los que nos hayáis probado nunca el pato he de decir que no se parece mucho a la carne de pollo, sino más al jamón en su textura y sabor, así que mi sobrino no iba muy desencaminado. 


INGREDIENTES:
  • 1 pato (el nuestro pesaba 3 kg)
  • 300 gr. de kumquats (naranjas chinas, también conocidas como quinotos)
  • 3 zanahorias
  • 3 ramas de apio
  • 1 vaso de zumo de naranja
  • 1 copa de vino blanco
  • Sal 
  • Pimienta 
  • Hierbas provenzales

PREPARACIÓN:
Precalentamos el horno a 160º. Pelamos las zanahorias y cortamos en dados. Lavamos las ramas de apio y cortamos en dados. Lavamos los kumquats y los partimos por la mitad. Reservamos. Limpiamos el pato, retirando todas las plumas y las vísceras y chamuscamos el exterior para terminar de eliminar las plumas más pequeñas. Lavamos y secamos.


Mezclamos la mitad de los kumquats con la mitad de la zanahoria y del apio. Sazonamos con la sal y pimienta y añadimos las hierbas provenzales. Rellenamos el pato con la mezcla anterior y atamos las patas con hilo de cocina, de manera que quede bien cerrado y protegido.



Asamos el pato en el horno, a 160º, durante una hora, retirando parte de las grasa que vaya soltando. Transcurrido la hora, subimos la temperatura a 180º y horneamos 30 minutos más para que se empiece a dorar. Añadimos los kumquats, las zanahorias y el apio restante. Vertemos el vino blanco y el zumo de naranja. Salpimentamos y horneamos otros 30 minutos, regando de vez en cuando con los jugos de la cocción. Sacamos cuando esté doratito y servimos.



Mañana para despedir el año os traeré una receta bien refrescante para estos días todavía navideños.
Lidia.


También te gustará

28 comentarios

  1. Yo he comido pato alguna vez y la verdad es que me gusta mucho esta carne, aunque como bien dices tu, no se parezca nada a la de pollo. Te quedo fantastico, tiene muy buena pinta.
    Un beso guapa

    ResponderEliminar
  2. Madre mía que buena pinta, nunca he comido pato de esta forma, y tiene una pinta estupenda sobre todo el doradito de la piel! Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Que pinta tan deliciosa tiene ese pato.

    ResponderEliminar
  4. Madre mia que pinta tiene este pavo, un plato excelente para estas fechas! que tengas una feliz entrada de año, un beso guapa

    ResponderEliminar
  5. No he cocinado nunca pato, se ve delicioso. Un besazo y Feliz 2012

    ResponderEliminar
  6. APRECIO IMENSO A CARNE DE PATO, ESSE ESTA BEM AO MEU GOSTO...QUE MARAVILHA.
    BESOS

    ResponderEliminar
  7. Nunca he comido pato, a ver si no tardo en probarlo. Feliz salida y entrada de año.

    ResponderEliminar
  8. Espectacular wapa yo he comido pato con uvas una vez y me gusto asi que asi tiene que estar delicioso no hay mas que ver la foto.
    Te deseo lo mejor y que todos tus sueños se cumplan Feliz 2012.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar
  9. Madre mia que buena pìnta! a mi me encanta el pato a la Pequín pero el tuyo seguro que esta para hacer la ola! me pido muslo!jejeje besos wapísima.

    ResponderEliminar
  10. Nunca hemos comido pato asado en casa, tú fíjate que cosas, pero vamos, un día lo prepararé como algo inédito en nuestra familia jejeje.

    Esta preparación del 'jamón' que hiciste con naranjitas me ha encantado jejejeje

    ¡Qué chisposo tu sobrino!

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  11. Wowww cómo me gusta esta combinación de pato y naranjitas, debe estar de lujo.Besos.

    ResponderEliminar
  12. Qué plato tan exquisito, y una presentación impecable :) Maravillosas fotos.

    Un beso

    ResponderEliminar
  13. Hija Lidia con que buen colorcito te ha salido el pato, tendría que estar de muerte. Besitos

    ResponderEliminar
  14. No he comido nunca el pato ni lo he cocinado Lidia, pero desde luego que este tuyo tiene una pinta espectacular. Eso lo pones en el medio de la mesa y la vistes de fiesta.
    Besitos

    ResponderEliminar
  15. Que maravilla, me estoy acordando del pato borracho que puse hace dos años en mi casa, madre miaaaa, para trincharlo sudamos la gota gorda...
    Este tiene un pinta estupenda, ¿quien le metió mano?
    Besines y Felices Fiestas.
    Nieves

    ResponderEliminar
  16. uhmmm que maravilla... nunca he probado el pato, pero tendre que ver si tu sobrino tiene razón y se parece al jamón jijijij

    bueno esperoq ue tengas un felicisimooo año nuevo, y nada seguiremos intercambiando ricas recetuskys¡

    ResponderEliminar
  17. Tiene muy buena pinta y seguro que estaba bien rico.
    Un besito y feliz año.

    ResponderEliminar
  18. Pobre pato, me lo imagino en la cocina muerto de frio y esperando su entrada triunfal..y se quedo para el día siguiente muerto de aburrimiento!jaja
    Te quedo estuoendo con un colorcito tostado genial..debia estar deliciso!
    un besicoo

    ResponderEliminar
  19. Si señor este es un señor pato. Creo que nunca lo he comido pero tiene un aspecto irresistible. Hace unos días ví esas naranjas chinas que hasta ahora no las había visto nunca y estuve tentada de comprarlas pero al final desistí porque no sabía con que podía combinarlas. Beos y Feliz salida y entrada de año.

    ResponderEliminar
  20. Que plato tan estupendo y acompañado de la tarta de mousse de crema de turrón, mejor que mejor. Seguro que con tu idea de mañana, de lujo!!! Feliz año!!!!

    ResponderEliminar
  21. Desde luego que la anecdota de tu sobrino es graciosa de verdad,me he reido un rato,y el pato tiene una pintaza de cine,aunque se quedara solo en la cocina la noche buena,al dia siguiente dariais buena cuenta de el.Un besazo
    cosicasdulces.blogspot.com

    ResponderEliminar
  22. Vaya pato "jamón" tan buenísimo que te quedó Lidia, con un color doradito envidiable, me encanta...El acompañamiento que le has puesto, buenísimo también, te felicito!.

    ResponderEliminar
  23. ¡Qué bueno! ¡Tu sobrino mola un montón! ¡saludos!

    ResponderEliminar
  24. Qué rico este patito... Tiene una pinta espectacular!BESOS

    ResponderEliminar
  25. Que aspecto tan buenísimo tenía el pato. Besos

    ResponderEliminar
  26. Ya lo he dicho muchas veces si no como más pato es porque en mi casa no lo quieren, jeje.

    Saludos y feliz año

    ResponderEliminar
  27. Pues la pinta desde luego la tiene bien rica. Nunca he comido yo pato asi pero me encanta como te ha quedado

    Besos
    Feliz 2012

    ResponderEliminar

Google+ Followers

Seguidores de BLOGGER

networked_blogs

Subscribe