PAN DE MUERTO

martes, octubre 29, 2013

De la mano del Bake the World hemos viajado este mes a México, y gracias a ese viaje virtual hemos descubierto este pan dulce mexicano que sirve para conmemorar el dia de los Muertos y el de Todos los Santos. Se trata de una tradición ancestral, como muchas de las que tenemos en nuestro país. El bollo en sí, por su sabor, es de lo mejor que haya probado en los últimos tiempos, aunque la miga no me ha quedado como a mi me gusta. De hecho, he hecho las dos recetas que nos ofrecían las chicas de Bake the World de Hilmar, una primera con prefermento que me salió con una miga muy apelmazada y otra segunda, ésta, sin prefermento que tampoco me ha convencido mucho en cuanto a la miga....que no en cuanto a sabor, que, como os he dicho, es riquísimo. Lleva agua de azahar y ralladura de naranja, y tiene una textura de brioche con una corteza crujiente. ¿Podemos pedir más?. Yo sí, que me hubiese quedado una miga como las que suelen quedarme habitualmente....puede ser que no controle muy bien los levados en frío, puesto que estos panes levan durante horas en la nevera, no se qué puede ser. 
 INGREDIENTES:

  • 500 gr. de harina de fuerza (yo puse algo más)
  • 2 huevos y una yema (yo puse 3)
  • 130 gr. de azúcar
  • 95 gr. de mantequilla a temperatura ambiente
  • 15 gr. de levadura fresca o 5 gr. de levadura seca de panadería
  • 120 gr. de leche entera tibia
  • Una cucharadita de agua de azahar
  • 4 gr. de sal
  • Ralladura de naranja
  • Un huevo para pintar los bollos
  • Azúcar para espolvorear los bollos

 PREPARACIÓN:
Este tipo de masa es tan pegajosa que lo conveniente es amasarla con una amasadora. Pondremos en el bol de ésta todos los ingredientes menos la sal y la mantequilla. En caso de que la levadura sea fresca la habremos disuelto antes en la leche. Empezamos a amasar a velocidad baja y cuando se hayan integrado todos los ingredientes añadiremos la sal. Seguimos amasando durante unos tres minutos más. Es entonces cuando iremos añadiendo la mantequilla poco a poco. Amasamos unos minutos  a la misma potencia y después subimos la velocidad de la amasadora (yo lo hice en la Kitchen Aid). Seguimos amasando hasta conseguir una masa más elástica y brillante. Engrasamos un molde (yo con aceite) y hacemos una bola con la masa (tuve que enharinarme las manos puesto que aún estaba bastante blanda la masa), volcamos sobre el bol, tapamos con film transparente y dejamos levar sobre una hora (yo dejaría algo más hasta que subiese un poco más). Metemos en el frigorífico hasta el día siguiente.
Al día siguientes sacamos del frigorífico y dejamos templar la masa (según Hilmar unos 45 minutos), la mía seguía fría después de ese tiempo, por la que la metí con el horno apagado una media hora más para que cogiera algo más de temperatura. Sacamos, dividimos la masa en tres partes, dos grandes y una mas pequeña con la que haremos los adornos del pan. Con las más grandes formaremos dos bolas, y con la más pequeña la dividiremos en 8 trocitos.  Las dos bolas las pondremos a levar en una bandeja de horno, protegida con papel de hornear, y tapadas con un paño. Con el resto procederemos a hacer los adornos. Dos de las porciones las haremos dos bolitas pequeñas, con las otras haremos bastones y presionamos con los dedos, como se ve en la foto.
 Estas piezas las dejaremos en la encimera, puesto que haremos este segundo levado sin montar los panes. Dejamos hasta que doblen su volumen las bolas y entonces pintamos con huevo batido, y vamos montando el pan, primero pegamos los bastones, pintamos estos de nuevo, presionando un poco para que no se despeguen, y después ponemos la bolita en el centro. También pintamos con huevo batido. Después espolvoreamos azúcar por toda la superficie.


Introducimos en el horno precalentado a 210º durante 15 minutos (la primera vez horneé a 190º, como decía Hilmar, aunque no me dio muy buen resultado, por lo que después con esta receta prefería ponerlo a 210º). Bajamos después un poco la temperatura, a 190º, y terminamos de hornear, hasta que estén dorados. Sacamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.
Pellizco a pellizco desaparecerá en muy poco tiempo. No os digo nada si hubiese salido con la miga perfecta....
Lidia.

También te gustará

20 comentarios

  1. Te han quedado preciosos, nosotras también seguimos la receta de Hilmar y aunque en un principio, el nombre del pan no nos gustó, el resultado ha sido un éxito, sobre todo para las peques de casa.

    Nos leemos en el reto de noviembre,

    un abrazo

    ResponderEliminar
  2. pero que rico! tiene que estar delicioso, bicos

    ResponderEliminar
  3. He alucinado con esta pan ¿verdad Lidia? me ha recordado mucho a la Navidad y al roscón de reyes...y te diré que he hecho mas de uno y seguro que en estos días de Santos cae otro.
    Besos
    Nieves

    ResponderEliminar
  4. Buenos días preciosa.
    Te ha quedado estupendo.
    Yo otra vez no he llegado una pena porque tengo ganas de probarlo.

    Un millón de besos.

    ResponderEliminar
  5. Por las fotos diría que la miga ha quedado muy rica y si desapreció enseguida es buena señal!

    Los levados en frío son puñeteros porqué por mucho que los creamos la temperatura no es tan constante :o)
    Ainsss hay que ver lo que nos hacen hacer estos retos jejeje
    Besos,
    palmira

    ResponderEliminar
  6. Deliciosos!! Con un migajón de muerte!!jajaja Besos

    ResponderEliminar
  7. Que bonitos te han quedado! Me apunto la receta. Un beso

    ResponderEliminar
  8. Hoy hay invasión de estos panes. Todavía no lo he probado, pero con esa miga que tienen no dejaría ni eso, las migas.
    Besos.

    ResponderEliminar
  9. Qué bien te ha quedado y qué fotos más chulas.

    besos

    ResponderEliminar
  10. Qué perfeccionista que eres.. yo lo veo maravilloso, lo único que tiene de feo es el nombre je, je, je... un besazo!!

    ResponderEliminar
  11. Lidia, la perfección no existe, así que no le pongas pegas que te quedó estupendo. Un besiño.

    ResponderEliminar
  12. Aunque me haya saltado un paso del levado, me ha parecido fantástico tanto de textura como de gusto, te han salido impecables. Besos.

    ResponderEliminar
  13. Yo no puedo ayudarte con temas de levado porque mi conocimiento sobre el pan es 0 patatero... siempre que hago uno sigo la receta al pie de la letra y no me atrevo ni a variar un ingrediente! De cualquier modo, ese pan no te dura ni dos telediarios!!! ;)

    ResponderEliminar
  14. Hola guapa!!!
    Yo ando un poco perdida con los levados...............te ha quedado maravilloso!!!!.
    Besos.

    ResponderEliminar
  15. Delicioso y superrico ,seguro, nada como un pan caserito pero dulce quejunto conun chocolate estaria de cine.....Besss

    ResponderEliminar
  16. Que delicia!!! te ha quedado de muerte, nunca mejor dicho, el nombrecito se las trae, pero el pan me encanta.
    Besos
    Cocinando con Montse

    ResponderEliminar
  17. Por lo que veo llego tarde, estaba tan bueno que ya no puedo coger un pellizco,me he quedado sin.
    Besos.

    ResponderEliminar
  18. Me solidarizo contigo, a mi la miga tampoco me quedó de mi gusto, muy prieta vamos, no se como puede haberle salido esa miga que se ve en las fotos de Hilmar, de todos modos como dices, estaba delicioso que es lo que importa. Saludos panarras.

    ResponderEliminar
  19. la pinta es estupenda!! y si de sabor esta bueno...no te preocupes que la miga quedara como a ti te gusta la prosima vez
    bss

    ResponderEliminar

Google+ Followers

Seguidores de BLOGGER

networked_blogs

Subscribe