HAMBURGUESA INTEGRAL DE CALABACÍN CON SALSA DE YOGUR

lunes, abril 06, 2015

Terminada ya la Semana Santa y los días de descanso que le he dado al blog toca volver de nuevo con muchas ganas de nuevas y sanas recetas. En unos meses estaremos en verano y hay que empezar ya a ir pensando en restar calorías a nuestros menús. En casa no comemos habitualmente muchas hamburguesas por lo de la ingesta desorbitada de calorías que ello supone, pero no por ello no podemos darnos un capricho de vez en cuando. Ya hace tiempo publicaba varias propuestas, todas ellas caseras, incluyendo el ketchup y la mostaza casera. En aquellas dos ocasiones las hamburguesas eran de carne, pero ahora me he atrevido a preparar una hamburguesa vegetal, cuyo protagonista es el calabacín, que es el principal ingrediente, junto con los pistachos y el arroz integral. Temí por la consistencia de la hambuguesa antes de freírla, pero la verdad es que ha mantenido el tipo. Además la hemos acompañado de panecillos caseros integrales y de una salsa de yogur. La receta de las hamburguesas la vi en esta página. Y los panecillos son los mismos que publiqué al principio del blog, pero esta vez  con harina integral. 

 INGREDIENTES:

  • Para cuatro panecillos (salen grandes):
  • 125 ml. de leche semidesnatada
  • 1 yema de huevo
  • Media cucharadita de sal
  • 275 gr. de harina integral
  • 15 ml. de aceite de oliva virgen extra
  • 12 gr. de levadura fresca de panadería
  • Una pizca de azúcar
  • Sésamo
  • Para 4 hamburguesas;
  • 1 calabacín
  • 125 gr. de arroz cocido integral
  • 75 gr. de pistachos
  • 50 gr, de pan rallado
  • 2 huevos
  • Sal
  • Perejil
  • Harina para rebozar
  • Aceite de oliva virgen extra para freírlas
  • Para la salsa de yogur:
  • 1 yogur natural o griego
  • 2 cucharadas de queso crema, mejor bajo en calorías
  • Sal
  • Pimienta
  • Una cucharadita de jengibre molido
  • Unas hojas de rúcula


 PREPARACIÓN:
Lo primero que haremos será preparar los panecillos, para ello mezclamos la harina, la sal y el azúcar en un bol. Mezclamos. En una jarra añadimos la leche, el aceite, la yema de huevo y la levadura desmenuzada. Vamos añadiendo el contenido de la jarra poco a poco a la harina y empezamos a amasar (yo con el gancho de la amasadora). Amasamos durante unos cinco minutos. Hacemos una bola con la masa y metemos en un bol aceitado. Esperamos a que doble su volumen (sobre una hora). Entonces dividimos la masa en cuatro y con cada trozo hacemos una bola, que aplanamos los máximo posible. Ponemos los bollos, separados entre sí, en una bandeja de hornear protegida con papel vegetal y volvemos a tapar hasta que doblen su volumen. Entonces pintamos la superficie con agua y le ponemos unas semillas de sésamo. Introducimos en el horno precalentado a 220º, bajamos a 200º, y horneamos durante unos 12 o 15 minutos, hasta que los veamos dorados. Sacamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.
Entonces empezaremos a preparar las hamburguesas, cortamos en tiras finas el calabacín o cortamos en daditos pequeños (yo opté por esta opción, pero luego estéticamente se ven mucho los trozos, por lo que os recomendaría que lo cortarais en tiritas). Mezclamos con los pistachos pelados y troceados. Añadimos los dos huevos batidos, y seguimos mezclando. Y, por último, añadimos el arroz integral cocido, el pan rallado, la sal y el perejil picado. Mezclamos todo bien hasta que consigamos una masa fácil de manejar. Con ella hacemos cuatro bolas, y le damos la forma de hamburguesa a cada una de ellas. Pasamos por harina cada hamburguesa y freímos en abundante aceite bien caliente. Cuando estén doradas por ambos lados sacamos y dejamos que suelten el exceso de aceite sobre papel absorbente. Mientras, preparamos la salsa de yogur. Para ello mezclamos un yogur natural o griego sin azúcar con tres cucharaditas de queso crema, salpimentamos y añadimos una cucharadita de jengibre molido. Montamos la hamburguesa cortando el panecillo en dos, ponemos un poco de salsa de yogur encima y después ponemos la hamburguesa. Encima le ponemos unas hojas de rúcula y otro poco de salsa de yogur, cerramos el panecillo.
 Hemos acompañado las hamburguesas con un vino de la D.O. Calatayud, el Honoro Vera, un tinto joven con dos meses de crianza en  barrica, de uva garnacha,  y que proviene de las Bodegas Ateca y cuya nota de cata es la siguiente: Picota madura con borde granate. Nariz intensa con predominio de frutos maduros (frambuesa, grosella), sensaciones balsámicas y un fondo global con aromas minerales y especiados. Un vino frutoso, floral, muy fresco y fácil de beber, sabroso, que produce la agradable sensación de saborear un bombón de fruta en boca. Detrás de su nombre se encuentra el de un antepasado de la familia Gil Vera, propietarios de la bodega, un vino que dio la sorpresa al ser servido en la gala de los Oscar en 2013, y que sorprende por su calidad-precio, ya que cuesta alrededor de los seis euros. Podéis comprarlo en muchas tiendas online, y si estáis cerca de Salobreña, como siempre os recomiendo, en el Lugar del Vino Costa Tropical podéis hacerlo, que es donde yo lo adquirí. 
Bueno pues hoy os dejo con tres recetas en una y con la recomendación del vino, esperando que paséis un feliz lunes.
Lidia.

También te gustará

7 comentarios

  1. Una hamburguesa de lo más sana y deliciosa, tomo buena nota.
    Un besito desde Las Palmas y feliz semana.

    ResponderEliminar
  2. Me encanta tu propuesta y si el pan también es casero muchísimo mejor.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. La verdad es que ha originales no les gana nadie, lo que no mem convence mucho para mi deta es lo de la harina y el frito, pero lo intentaré haciéndolas a la plancha, porque de lo que estoy segura es que deben estar muy ricas. Besos

    ResponderEliminar
  4. Qué buenas! Me encanta la idea de añadirle pistachos, ese toque crujiente debe ser buenísimo ^.^

    ResponderEliminar
  5. Hey! muy buena receta vegetal! Yo hace poco publiqué en mi blog una de judías y habas con pan de curry, todo vegano.
    Me encanta descubrir este tipo de recetas!
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  6. Se ve deliciosa esta hamburguesa, sobre todo con el pan casero. Una idea genial y algo diferente para los que nos encantan las verduras. Un abrazo.

    ResponderEliminar

Google+ Followers

Seguidores de BLOGGER

networked_blogs

Subscribe