ROSQUILLAS DE SAN BLAS

lunes, enero 23, 2017

Las rosquillas de San Blas son un dulce típico que se toma por la festividad del santo el día 3 de febrero. San Blas fue un médico  y obispo armenio, patrón de la garganta. Por lo que: "por San Blas la garganta sanarás". Estas rosquillas son típicas de muchos lugares de España, son muy fáciles de hacer y además rápidas de preparar, por lo que para cualquier día, son una opción perfecta para acompañar un café. La receta la vi en el blog Las delicias de Pilar, y sale estupenda.


INGREDIENTES:
  • Para la masa:
  • 300 gr. de harina común
  • 4 huevos M o 3 L
  • 60 gr. de azúcar
  • 50 ml. de aceite de oliva suave
  • Media copita de anís
  • 1 cucharadita de bicarbonato
  • Para la glasa:
  • 200 gr. de azúcar glass
  • 1 clara y media reservadas  de los huevos de la masa
  •  Un chorrito de anís


 PREPARACIÓN:
Lo primero que haremos será separar las claras de las yemas, reservando una clara y un poco más para la glasa. Batimos los huevos con el azúcar hasta que estén muy espumosos. Añadimos el anís y seguimos batiendo, después añadiremos poco a poco el aceite de oliva suave, hasta que se haya integrado totalmente. Por último añadimos la harina y el bicarbonato tamizados y empezamos a amasar con las manos, veréis que es una masa fácil de trabajar, aunque es mejor que os untéis las manos con un poco de aceite y también la encimera.  Una vez que hayamos trabajado la masa con las manos y sea una masa lisa la dividimos en doce partes, de unos 45 o 50 gr. cada una, hacemos una bolita y luego con la bola un bastón largo, cerramos dándole forma de rosco y ponemos sobre la bandeja de horno, separándolos entre ellos, en total 6 por bandeja (salen 12 rosquillas con estas medidas). Horneamos a 160º cada bandeja durante unos 20 minutos.
 Mientras se hornean los rocos haremos la glasa, para ello batimos al baño María el azúcar glass junto con las claras, y una vez que esté disuelto completamente el azúcar glass sacamos y batimos las claras hasta alcanzar el punto de nieve. Sacamos las rosquilla del horno y las dejamos templar tres o cuatro minutos, después los cogemos y los mojamos en la glasa boca abajo, sacamos y dejamos secar completamente sobre una rejilla.
Bueno, pues como apetece encender un poquito el horno para caldear nuestas cocinas os dejo con la tarea de hornear estas rosquillas de San Blas para hoy.
Feliz lunes.
 

 photo FIRMA_zpswt2soewb.jpg

También te gustará

7 comentarios

  1. no las he probado nunca, no son típicas aquí en Catalunya pero tienen una pinta exquisita

    ResponderEliminar
  2. Decir que te han quedado perfectas es poco. Menuda pinta con ese glaseado! =)
    Un beso guapa!

    ResponderEliminar
  3. Te han quedado de lujo, qué ricas que tienen qué estar. Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. espectaculares lidia a mi me xiflan . besos grandes

    ResponderEliminar
  5. No las tengo probado pero me parecen espectaculares, bsss

    ResponderEliminar
  6. Que ricas!!!!! tomo muy buena nota de tu receta guapa. Un besazo.

    ResponderEliminar
  7. Lidia MUCHAS GRACIAS POR PROBARLAS Y POR NOMBRARME. Es un honor compartir una receta en tu bonito blog. En cuanto tenga ordenador te enlazo junto a la receta original para que tod@s vengan a verte. Me alegro mucho de que te gustaran. Besos.

    ResponderEliminar

Google+ Followers

Seguidores de BLOGGER

networked_blogs

Subscribe