SALMOREJO EN CUENCO DE PAN

viernes, junio 03, 2011

Ya hace tiempo que le tenía ganas a estos cuenquecitos y es que, desde que los ví en Webos Fritos, no me pude resistir, esta idea la había cogido Su del libro Panes de Richard Bertinet. A mi no me han salido tan bonitos como a ella, pero estoy contenta con el resultado porque es una idea maravillosa para sorprender a nuestros invitados.
INGREDIENTES:
  • Salmorejo (podéis poner la que hagáis vosotros, si no, pinchad aquí y podeis ver la receta que tengo publicada).
  • Para los cuencos de pan (salen ocho cuencos, aunque yo hice tres y con el resto hice dos barras de pan):
  • 500 gr. de harina de fuerza
  • 15 gr. de levadura fresca
  • 10 gr. de sal
  • 50 gr. de aceite de oliva
  • 300 gr. de agua
PREPARACIÓN:
Ponemos la harina con la sal en la amasadora (también podemos amasar a mano), y mezclamos, después disolvemos la levadura en un poco de agua templada y añadimos, vertemos el resto de agua y el aceite y seguimos amasando hasta que la masa se nos despegue de las manos y se vuelva elástica. Hacemos una bola con la masa y tapamos con un paño hasta que doble su volumen (de media hora a una hora, depende de la temperatura, yo lo he tenido una hora aproximádamente).
Encender el horno a 250º.
Dividimos la masa en ocho porciones iguales. Aceitamos los cuencos con la ayuda de un pincel y con cada porción de masa hacemos un circulo, ponemos sobre el cuenco, que estará bocaabajo y vamos  adaptando la masa al cuenco (sin llegar hasta arriba, porque después cuesta más trabajo despegar del bol), así hacemos hasta que acabemos la masa. Volvemos a dejar unos diez minutos para que la masa descanse.
Bajamos el horno a 200º y metemos los cuencos durante 20 o 25 minutos. Sacamos, dejamos enfriar un poco y después con la ayuda de un cuchillo desmoldamos nuestro pan. Ponemos a enfriar sobre una rejilla.

Yo como hice pocos no los he congelado, pero según dice Su, se puede reducir el tiempo de horno cinco minutos y seguir los demás pasos, y cuando estén totalmente fríos se pone papel de hornear intercalado entre cada uno de ellos y congelamos (supongo que dentro de una bolsa de congelación, ella no lo especifica). Después cuando los vayamos a utilizar los sacamos, descongelamos y metemos en el horno a 180º durante tres minutos.
Con esta receta de cuencos de pan supongo que podeis servir cualquier otro tipo de crema, así que animaos con ellos.
Aquí os vuelvo a poner el enlace para participar en mi concurso, tenéis hasta el 27 de junio.
Lidia.

También te gustará

35 comentarios

  1. Ummmm adicta a este plato voy a ser a partir de ahora. Me encantan el gazpacho y el salmorejo muchísimo. Que original lo has hecho.

    ResponderEliminar
  2. Te han quedado preciosos, no digas eso.
    Fíjate que creí que era un cuenco de madera, para poner pan, qué lío...
    Me encanta!

    ResponderEliminar
  3. ay qué simpáticos y originales, te comes hasta el recipiente,jejejej te ha quedado genial, besitos

    ResponderEliminar
  4. que receta mas superoriginal¡¡ me encantaaaaaaaaaaaa

    ResponderEliminar
  5. En casa tenemos un cordobes, mi yerno, y cuando viene de vacaciones, lo solemos hacer mucho y me has dado muy buena idea de lo del cuenco de pan, la próxima, en Agosto, lo hago, tomo nota de la receta del cuenco con tu permiso, un beso y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  6. me anoto la idea dle cuenco "comestible", jeje, es muy original.
    y me quedo por tu blog como seguidor.a besos!
    www.recetasparamarcianos.blogspot.com

    ResponderEliminar
  7. Nosotros también hicimos un guisadito en estos cuencos de Bertinet. Con salmorejo tiene que estar genial!!

    ResponderEliminar
  8. Lidia pues a mi me gustan mucho, parecen cuenquinos de madera.

    Que buena idea


    Besinos.

    ResponderEliminar
  9. Lidia el salmorejo me encanta, pero los cuencos que originalidad, son preciosos, he pensado que eran macetillas de barro de las de toda la vida, que en mi pueblo se usaban para hacer el salmorejo y el gazpacho, de hecho yo tengo una y cuando hago el gazpacho de ajo blanco la uso. Besos.

    ResponderEliminar
  10. Eres muy valiente, preparando esos cuencos de pan.

    Te han quedado geniales, además todo en uno, vas dando pellizquitos y mojando....

    Riquisimo.

    Besos

    ResponderEliminar
  11. Que original!!! Además no se tira nada! una buena y rica idea

    ResponderEliminar
  12. Que rico y qué presentación tan original! me encanta como te ha quedado.

    ResponderEliminar
  13. me encanta la idea, y te han quedado de lujo!!!
    Un beso!!

    ResponderEliminar
  14. Ay que cosa mas rica y original asi te comes hasta el plato!!! jejejeje
    Un beso

    ResponderEliminar
  15. Y lo rico que está un buen salmorejo..el tuyo tiene una pinta buenísima y ya con la presentación, lo que tú dices, para invitados te quedas con todo el personal.

    ResponderEliminar
  16. Qué idea más bonita me encantan esos panes, un beso.

    ResponderEliminar
  17. ¡Mira que bonita presentacion!. Me encanta la idea ¡no hay que fregar!

    ResponderEliminar
  18. Lidia! Te han quedado preciosos y es tan lindo servir así la comida, es toda una sorpresa poder comerse el plato!! felicitaciones, y un besito

    ResponderEliminar
  19. muy buena presentación, yo los hice para una ensalada pero con masa de focaccia y fueron todo un éxito.

    ResponderEliminar
  20. Esto es original 100%, que pasada para quedarse con la peña.
    Besos.

    ResponderEliminar
  21. Pero que cosa más buena, me encanta el salmorejo y con esa presentación comestible más aun.
    Un besito y feliz finde.

    ResponderEliminar
  22. ¡Que bonitos te han quedado!

    ¡Ojalá tuviera tiempo para participar en tento concurso!

    Suerte en todos.

    Besos

    ResponderEliminar
  23. Una buena propuesta y además original del todo.
    Asi tenemos todo en uno.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  24. Que receta más fina, me ha encantado la forma de los panes, no se me habría ocurrido nunca, muy ricos con el salmorejo. Me apunto la receta del salmorejo, en cuanto mi padre me empiece a llenar la casa de tomates, lo prepararé. Te felicito. Besos.

    ResponderEliminar
  25. Que original presentar así el salmorejo.
    Rico y precioso.
    Besazos

    ResponderEliminar
  26. que idea mas buena y que original.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  27. Pues te han quedado monisimos,parecen rústicos.. yo tb me guarde la receta cuando los vi para hacerlos pero aun no me anime ^^
    besotes! ;)

    ResponderEliminar
  28. Me ha fascinado ese cuenco de pan, el año pasado hicimos unos en casa para el fin de año y queda tan bueno todo dentro :D

    Besiños linda y bonito fin de semana.

    ResponderEliminar
  29. No he visto los cuencos de Su, pero los tuyos me parecen perfectos. la verdad es que es una idea estupenda.
    Ah!! Y vaya colorcito tiene ese salmorejo, muchacha. me parece que me quedo con el salmorejo!!
    Besitos,
    Esther

    ResponderEliminar
  30. pero que preciosos esos cuencos, me han encantado


    ¡¡besos¡¡

    ResponderEliminar
  31. Tienen que estar riquísimos, pero si ya me tomo con remordimiento el Salmorejo, con ese cuenco, PECADO MORTAL.
    Un besito

    ResponderEliminar
  32. Pido permiso para copiarme el cuenco. Alguien me había hablado, pero ahora que lo he visto en foto... Genial!
    Un beso

    ResponderEliminar
  33. Qué presentación más original!!

    ResponderEliminar
  34. Pues a mí me parece que lo has servido estupendamente, que lo sepas. Para sorprender, sin duda. Un besote.

    ResponderEliminar

Google+ Followers

Seguidores de BLOGGER

networked_blogs

Subscribe